El misterioso libro de Thot

Libro de Thot

El significado o intención, así como la existencia en sí del Libro de Thot ha sido tema de debate durante varios siglos, ya que a pesar de ser mencionado por algunas fuentes históricas, no se ha podido hallar ningún fragmento del papiro original en que fue escrito, y mucho menos una copia de él. En este caso, las incógnitas superan a las certezas, lo cual no ha impedido que se creara una auténtica legión de seguidores del mito, e incluso en más de un caso, de personas que afirmaban haberlo tenido entre sus manos. Quizá la leyenda parta de una base histórica, quizá se perdiera o quizá nunca fue escrito (como en el caso del Necronomicón), de momento sólo podemos contar con algunas pistas sobre él.

Thot fue el dios egipcio de las artes, las ciencias y el patrón de los escribas, y a él se debe, según la tradición, la confección del primer calendario, una importantísima medida para poder predecir las crecidas del río Nilo. Thot también fundó la ciudad de Hermópolis.

Solía ser representado con cabeza de babuino o de ibis, portando en ocasiones las herramientas de los escribas, como representación de su papel como protector de la cultura. Otra de las aportaciones que se asocian con Thot es la de concebir las ceremonias de preparación de los fallecidos en su viaje al más allá.

Diversas personas han formulado teorías sobre el contenido del papiro original del Libro de Thot, como por ejemplo Antoine Court de Gébelin, quien afirmó que el Tarot proviene de este libro, y que los Arcanos Mayores de esta antigua forma de adivinación se encontraban representados en el manuscrito. Jacques Bergier nos hablaba sobre un papiro cuya antigüedad ronda los 15.000 años, y en el que se mostraban fórmulas para resucitar a los fallecidos, poder comunicarnos con los animales o la capacidad para influir en lugares u objetos lejanos.

La primera de las referencias que se hacen a este papiro provienen del Papiro de Turis, expuesto al público desde el siglo XVIII, y que narra el asesinato de un faraón utilizando algunos métodos sobrenaturales que se muestran entre las 78 láminas del Libro de Thot. Por esto, hay quienes aseguran que la posesión del libro otorgaría a su dueño poderes más allá de nuestra comprensión.

Se dice que en el año 360 a.C. el Libro de Thot fue destruido, y no se supo nada más de él hasta la llegada del mítico Hermes Trimegisto, quien supuestamente se valió de esos conocimientos para confeccionar su compendio de magia y medicina, que sería conocida después como la Literatura Hermética.

Lee también sobre:

El Necronomicón

Tags: ,

Imprimir este artículo


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top