La verdadera Dama de las Camelias

Alejandro Dumas hijo

«No soy lo bastante rico para amarte como quisiera, ni tan pobre como para que me ames como quisieras. Tu corazón es muy grande para no entender esta carta y tu inteligencia demasiada para no perdonarme»…

Estas palabras llenas de emociones contenidas fueron escritas por Alejandro Dumas Hijo, hijo del célebre autor de «Los tres mosqueteros» también llamado Alejandro Dumas Padre, (llamados así para distinguirlos), a Marie Duplessis, (cuyo verdadero nombre era Alphonsine pero se lo cambió por Marie al dejar la casa de su infancia), la cortesana más famosa del París de mediados del siglo XIX. Marie fue deseada y disfrutada por los hombres más influyentes y poderosos de la capital francesa, pero fue el amor hacia un hombre cuyo único tesoro era su vocación de escritor lo que marcó su existencia.

Marie Duplessis

Dumas tuvo que compartir a su amada con otros hombres y se llenó de deudas hasta que ya no pudo continuar y la abandonó. Casi dos años después, el 3 de febrero de 1847, ella moría de tuberculosis con tan sólo 23 años. En aquellos días Dumas regresaba de viaje y fue en el camino en donde se enteró de la muerte de la joven Marie. En la subasta de las pertenencias de su amada, realizada para solventar sus deudas, Dumas sólo pudo adquirir una cadena de oro que Marie solía llevar puesta. Su economía aún no le permitía mayores gastos.

En mayo de año, el joven Alejandro comenzó a escribir «La dama de las camelias» tras pasar días releyendo las cartas de Marie. Y el motivo del título es muy fácil de entender: ella adoraba las flores y le encantaba estar siempre rodeada de ellas. Pero como su salud era débil no soportaba, sin marearse, los aromas intensos así que se decantó por las camelias, que se convirtieron en sus compañeras inseparables.

En «La dama de las Camelias» Marguerite Gautier es el nombre de una cortesana parisina que renuncia al lujo por vivir con su amado lejos de la ciudad. La familia de su joven amante le advierte de los graves perjuicios que le supondrán a éste dedicar su vida a una mujer con ese pasado y ella sacrifica su felicidad para que él puede encontrar un camino mejor. Armand, que así se llama el joven, termina descubriendo las verdaderas razones que la han llevado a ella a abandonarle. Pero ya es demasiado tarde, Armand llega justo cuando la ya extenuada Marguerite cae en la inconsciencia previa a la muerte.

«La dama de las camelias» fue publicada en 1848 y estrenada en el teatro con gran éxito en 1852. Giuseppe Verdi le dio forma de ópera en «La Traviata» en 1853. También la llegada del cine puso su granito de arena…

Pudo así Alejandro Dumas Hijo hacer el más precioso regalo de amor a su siempre idolatrada Marie Duplessis: un lugar destacado en la memoria de los amantes de la literatura y otras artes.

Print Friendly, PDF & Email

Tags:




Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top